Son importantes, constructivas y deseables. Y, por si alguien tenía alguna duda, por supuesto, necesarias. Durante los campamentos de verano, la vida no se detiene, no se abre un paréntesis absoluto en el que las normas desaparecen y cada uno hace lo que se le ocurre, que no lo que le apetezca o le parezca […]